Formación para novios y esposos 

Mal  genio ! (1)

El mal genio corresponde a una mezcla de emociones y actos como reacción a una situación interna o externa. Puede producirse por numerosas causas y cuando se manifiesta de manera habitual, puede acarrear efectos, en su mayoría inconvenientes, dependiendo de los contextos en los cuales se produce.

En ocasiones el mal genio oculta estados emocionales que a veces no se quieren dar a conocer, como por ejemplo, el miedo, la ansiedad, la angustia o el mismo amor.

Con frecuencia nos habituamos a obrar con características de mal genio y eso, además de producir un desgaste psicológico y físico innecesario, conduce a una alteración sensible de nuestras relaciones interpersonales.

A veces es tan fuerte esta tendencia, que nos arrepentimos de obrar o reaccionar de esa manera, porque ya nuestras características de la manera de ser incorporan esos patrones de comportamiento y los suscitan con mucha facilidad.

No es lo mismo reaccionar airadamente ante una situación que nos parece injusta o inadecuada, que comportarnos habitualmente de mal genio.

Pueden existir factores psicofisiológicos que estimulan estados prolongados de irascibilidad o mal genio, los cuales pueden ser manejados mediante el empleo de medicamentos formulados por un especialista (médico, psiquiatra), o a través de un proceso de intervención psicológica que ayude a la persona a conocer y manejar sus reacciones emocionales.

Cuando tendemos a comportarnos habitualmente de mal genio, los demás empiezan a verse como los culpables de nuestro malestar y podemos enfocarnos más en las fallas ajenas que en las propias.

El mal genio puede acompañarse de otras características inadecuadas, como por ejemplo, el orgullo, la negligencia, la susceptibilidad, el egocentrismo, la crueldad, la dureza de corazón.

 Con el fin de ayudar a muchas personas a pensar un poco sobre este aspecto tan frecuente del comportamiento humano, ofrecemos un cuestionario que ayuda a fijar la atención sobre elementos que normalmente no tenemos en cuenta, o no nos parecen importantes cuando obramos habitualmente de mal genio.

Este cuestionario puede ser de utilidad para ayudar a identificar características que inciden en la generación del mal genio y para ayudar a trazar pautas que cualquier persona puede elaborar fácilmente y llevar a la practica para hacer ajustes en su comportamiento.

 

Por supuesto, estos contenidos no sustituyen la intervención profesional que es necesaria en ciertos casos particulares. El uso de este cuestionario queda a discreción de cada persona. 

Cel.: (57) 301 736 6768  -  (57) 315 405 9409

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now